*

Informes especiales

Portada  |  02 noviembre 2021

Infierno en la iglesia: tres mujeres denunciaron por abuso a un pastor

Los testimonios de las víctimas señalan puntos de coincidencia entre los abusos, que pese al paso de los años, repiten un patrón entre las víctimas.

Un pastor evangélico acusado de abusar a más de 20 mujeres durante 60 años, dos generaciones de víctimas y victimarios con la iglesia como escenario del horror. Las víctimas rompen el silencio y se animan a contar el calvario.

Los testimonios de las víctimas señalan puntos de coincidencia entre los abusos, que pese al paso de los años, repiten un patrón entre las víctimas. Chicas entre los 10 y 14 años, el manoseo a sus partes íntimas para “comprobar el desarrollo” de las niñas, el vínculo de confianza que generaba el guía espiritual con las familias para acceder a ellas y el temor de estas para contarlo. Es que el mismo que les debía acercar ‘la paz’ y el mensaje celestial era quien las sometía al horror.

El reverendo Hugo Castro fundó en los años sesenta la Iglesia Biblia Abierta que comenzó en Beccar, pero se fue expandiendo a otras provincias y hasta el exterior. Su fama como pastor lo llevó a formar parte del Consejo Honorario de ACIERA, organización que nuclea a la mayor parte de las iglesias evangélicas en Argentina.

La iglesia de Beccar, ubicada en la calle Posadas al 1400, es además la vivienda de los Castro y es el lugar señalado por las denunciantes como el sitio donde se producían los abusos. Las denuncias ante la justicia retratan abusos cometidos entre 1986 y 2019, pero las denunciantes recibieron el apoyo de mujeres que hoy tienen más de 70 años y aseguran también haber sido abusadas por el pastor Castro cuando eran niñas.

Sin embargo Hugo Castro no es el único señalado, su hijo Daniel, también está acusado de abusar de menores desde hace 40 años. Una de las denunciantes cuenta que en la misma época que sufría abusos por Hugo, su hijo Daniel también abusó de ella. Contra Daniel Castro pesa otra causa donde lo investigan por el abuso de una niña de 13 años en Ingeniero Maschwitz en el año 2017. Tampoco es el único caso de un pastor relacionado a esta iglesia acusado por abuso sexual. En 2019, fue detenido el pastor a cargo de la filial de la iglesia Biblia Abierta en Córdoba por 10 casos de abuso sexual a menores.

Quienes decidieron romper el silencio y comenzar a hablar hoy son madres que tienen hijas de la misma edad que ellas cuando sufrieron los abusos. En el caso de A. recién cuando su hija de 13 años le manifestó que había sido abusada, ella tomó conciencia que también había sido víctima del mismo pastor cuando tenía la edad de su hija.

Actualmente el Reverendo Hugo Castro, continúa viviendo en la Iglesia de Beccar que está siendo administrada por uno de sus hijos y antes de la cuarentena fue premiado por la asociación de pastores de zona norte en un evento que contó con la presencia de dirigentes de ACIERA, la organización de la que se retiró como miembro honorífico. Hugo Castro aún sigue teniendo contacto con las niñas que visitan la iglesia y habla en nombre de dios.

Las víctimas rompieron el silencio y denunciaron las atrocidades vividas en ‘la casa de los milagros’ que regentea la familia Castro. Ellas ya hablaron. Ahora esperan que se haga justicia y que de una vez por todas se rompa el legado de atrocidades.

Comentarios